Transformando la desvinculación emocional en compromiso hacia la empresa

Empresas ayunas de profesionales comprometidos están expuestas a la lenta, continúa y prolongada erosión de su perfil competitivo. La vocación innovadora de una compañía líder sufre una merma preocupante, cuando sus mejores talentos deciden explorar otras posibilidades. La marca empresarial, aunque aún muestre evidencias de su antiguo prestigio, no instiga un sólido sentimiento de orgullo ni motiva un significativo sentido de pertenencia, en el personal recién ingresado a la empresa.

En posiciones de vanguardia, líderes con el norte estratégico extraviado, pugnan por sobrevivir a un entorno laboral tóxico y caótico, mientras están al acecho de nuevas oportunidades profesionales. Equipos en transito hacia su inexorable desintegración, justifican con su pobre quehacer, la perplejidad y molestia de un importante y quizá, irrecuperable cliente. Talentos de alto potencial, que cifraron sus expectativas de crecimiento y desarrollo en la promesa de una marca empresarial deslumbrante, lamentan el hecho de haber perdido tiempo y oportunidades, en una organización insensible a su desarrollo profesional e indiferente a su bienestar personal.

En las antípodas de esta dinámica empresarial, un Comité Directivo espoleado por la crisis y los magros resultados operacionales, aprueba una nueva reducción de costes de gestión, sin considerar su impacto sobre la moral y compromiso de las personas. El Director de Finanzas se confabula con el Director General, para urdir un alucinante informe de resultados, que haga las delicias de los codiciosos accionistas de la empresa. Directores de la “vieja guardia” justifican su actitud timorata ante la transformación empresarial, cuando apelan al comodín de la tradición corporativa y manifiestan un enfermizo apego a los sacrosantos valores de una cultura empresarial cimentada en los éxitos de un pasado que jamás retornará.

En el epicentro de este marasmo corporativo, subyace una función de Recursos Humanos, que pese a sus buenas intenciones acomete sin mayor convicción, el rol de brazo ejecutor de las políticas restrictivas emanadas de la Dirección de Finanzas. Con pobre proyección estratégica y escasa influencia directiva, analistas de Reclutamiento y Selección hacen esfuerzos heroicos para ocultar su creciente desmoralización, mientras afinan sus radares para suplir oportunamente a la empresa de los talentos que en forma recurrente, precisa. Las métricas claves de gestión (absentismo, rotación de personal, clima) están fuera de rango, y serán “estabilizadas” con ajustes puntuales, efectistas y cosméticos para afrontar un entorno altamente competitivo y de crecientes restricciones financieras.

En el centro del campo forcejea una masa laboral, cuya insatisfacción y decepción, no encuentran respuestas oportunas ni creíbles, de un liderazgo absorto en los detalles de una realidad de negocios, que mal afrontan permaneciendo refugiados en sus inexpugnables parcelas de poder. Esta masa laboral la integran personas sensibles, con proyectos de vida truncados, metas de carrera canceladas, ambiciones profesionales en entredicho, e intenciones frustradas de ascenso social.

Toda empresa justifica su existencia con el mayor o menor aporte de su gente, cuando agrega valor al tejido social, desde la satisfacción de los requerimientos y necesidades de otras personas que asumen el rol de clientes. Mal podemos hablar del deseable binomio conformado por embajadores de la marca y clientes leales y deleitados, cuando en nuestra compañía medran profesionales frustrados y desesperanzados, abundan líderes emocionalmente desconectados a la empresa, y persisten directivos de escasa sensibilidad interpersonal.

Octavio Ballesta

Enlace al contenido original.

Imagen por Alvaro Arriagada

Categorías

Tags

Volver

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
+34 917 450 611 ????